Cómo mantener la sonrisa de su perro de color blanco nieve

Cómo mantener la sonrisa de su perro de color blanco nieve

Un enorme 80% de los perros y gatos mostrarán signos de enfermedad periodontal, incluyendo encías rojas e hinchadas, mal aliento, dolor y pérdida de dientes. Las razas de perros pequeños y medianos son especialmente susceptibles.

 

Si no se trata, la enfermedad periodontal progresa a acumulación de placa, recesión de las encías, dientes flojos, mal aliento, inflamación y sangrado de las encías y, eventualmente, pérdida de dientes, infecciones orales e incluso mala salud en general.

 

El mal aliento suele ser la primera señal reveladora de que su perro tiene problemas de salud bucal subyacentes, ¡pero tiene que hacer frente a algo más que el mal aliento! Un régimen de salud bucal fácil de seguir (esto es clave para el éxito) es extremadamente importante para la salud a largo plazo de su perro y también reduce la probabilidad de enfermedad periodontal, la incomodidad de su perro y las costosas visitas de limpieza dental al veterinario, que generalmente requieren anestesia general.

 

En resumen, ¡es hora de comprometerse con un plan de acción! Le pedimos a Bluestem, expertos en salud oral de mascotas, una rutina que funcione. Aquí están sus cuatro pasos para asegurar que su perro tenga una boca sana y mantenga esos dientes!

 

Un buen cuidado bucal para los perros no es tan diferente al de las personas. Cepillamos, enjuagamos y (ojalá) usamos hilo dental; el mismo enfoque de múltiples puntas funciona mejor para los perros.

 

1. Mecánico

 

El modo más efectivo para limpiar los dientes es la acción mecánica del contacto directo. Cepillarse los dientes con pasta de dientes formulada para perros es la mejor defensa. Los juguetes y masticables dentales especialmente diseñados también pueden proporcionar la abrasión mecánica para limpiar los dientes del perro.

 

2. Enjuague

 

Los enjuagues complementan la acción mecánica de la limpieza dental al asegurar que toda la boca -dientes, lengua, encías y paladar- reciba atención. Por supuesto, los perros y gatos no pueden enjuagar y escupir, por lo que un aditivo de agua potable fácil de usar es la opción ideal. También se pueden utilizar geles y espumas. La clave es elegir un enjuague formulado para mascotas que tenga la formulación correcta para prevenir y dispersar el biofilm, que es donde se multiplican las bacterias dañinas asociadas con la enfermedad periodontal.

 

3. Dieta

 

También hay disponibles productos especializados para perros, generalmente en forma de croquetas secas y de mayor tamaño. Estos alimentos ayudan a limpiar los dientes a través de la acción masticatoria.

 

4. Hágalo Rutinario

 

Así como el cuidado de nuestros propios dientes es una función diaria, también lo es para los perros y gatos. Es importante seleccionar una rutina que usted, como dueño de una mascota, pueda cuidar convenientemente todos los días. Esta es la razón por la que el uso diario de un enjuague bucal para perros, como un aditivo de agua para el cuidado bucal, puede ser una gran idea.