Cuidado, dieta y problemas de salud comunes en el perro Cane Corso

Cuidado, dieta y problemas de salud comunes en el perro Cane Corso

Cuidado del Cane Corso

 

Tiene un pelaje corto y áspero y es típicamente una muda ligera. Las necesidades de aseo son muy básicas: cepillarse los dientes y bañarse cuando sea necesario. Como otros perros grandes,  puede tener uñas que se desgastan naturalmente. Sin embargo, puede ser necesario recortar las uñas de vez en cuando. Asegúrese de comprobar regularmente la longitud de las uñas de su perro para que pueda mantenerse cómodo y móvil.

 

Las orejas del cane corso menudo se cortan en un triángulo equilátero, pero esto no es un requisito según el estándar de la raza. La cola se corta típicamente en la cuarta vértebra.

 

Una verdadera raza de trabajo, el corso de caña es activo e impulsado. El ejercicio diario le ayudará a mantener su bastón en forma física y mentalmente. Caminar a paso ligero o trotar por lo menos una milla es un buen lugar para empezar. Si usted no tiene un trabajo para un corso de caña para hacer, él podría encontrar el suyo propio y terminar cavando agujeros y masticando sus pertenencias. Si tienes una granja, puede arrear ganado.

 

Pero si usted es un propietario más típico, dedique tiempo cada día a un deporte canino, aprendiendo trucos o practicando habilidades de obediencia.

 

Un Cane Corso es mejor adoptado por una persona que está familiarizada con el adiestramiento de perros que por primera vez. El entrenamiento adecuado y la socialización son esenciales para todos estos perros. Con una aversión natural a los extraños y una tendencia a ser territorial, usted debe ser diligente y consistente mientras entrena. Esto también es crucial debido al tamaño gigante del perro; se debe prestar especial atención a la prevención de saltar, inclinarse y tirar de la correa. El corso de caña es inteligente y trabajador, por lo que no debería ser difícil para esta raza aprender.

 

Problemas comunes de salud

 

Los criadores responsables se esfuerzan por mantener los más altos estándares de raza establecidos por los clubes de perreras como el AKC. Los perros criados de acuerdo con estas normas tienen menos probabilidades de heredar afecciones de salud. Sin embargo, algunos problemas de salud hereditarios pueden ocurrir en la raza. Las siguientes son algunas condiciones a tener en cuenta:

 

-Displasia de cadera: Esta es una condición hereditaria que puede conducir a cojera y artritis.

-Dilatación gástrica - Vólvulo: Esto es hinchazón después de comer y beber demasiado rápido. Si el estómago se retuerce, puede cortar el suministro de sangre y crear una emergencia médica.

-Pueden ocurrir defectos oculares como ectropión, entropión y ojo de cereza.

 

Dieta y Nutrición

 

Un adulto necesitará de 4 a 5 tazas de alimento seco para perros por día. Es mejor dividirlo en dos comidas para ayudar a reducir el riesgo de distensión y torsión estomacal. Asegúrese de evaluar si su perro tiene sobrepeso. Si nota un aumento de peso, discuta con su veterinario si necesita cambiar el horario de alimentación, la cantidad, el tipo de comida y la rutina de ejercicio.