Baja producción de hormona paratiroidea en perros

Baja producción de hormona paratiroidea en perros

Hipoparatiroidismo en perros  

El hipoparatiroidismo se caracteriza por una deficiencia absoluta o relativa de la hormona paratiroidea en la sangre. La hormona paratiroidea regula los niveles de calcio y fósforo en la sangre, lo que normalmente aumenta los niveles de calcio en la sangre al hacer que el calcio se reabsorba del hueso. Los bajos niveles de secreción de hormona paratiroidea conducirán a niveles bajos de calcio en la sangre, una afección llamada hipocalcemia.  

Las glándulas paratiroides son pequeñas glándulas secretoras de hormonas que se localizan en o cerca de las glándulas tiroides, que a su vez están ubicadas en la parte frontal del cuello, en alineación con la laringe y la tráquea.  

En perros, hay predilección por hipoparatiroidismo en caniches de juguete, schnauzers miniatura, perros pastor alemán, perros perdigueros de Labrador y razas de terrier. La edad promedio de diagnóstico es de 4.8 años, con un rango de seis semanas a 13 años. También parece haber una diferencia de género, ya que las mujeres tienden a ser diagnosticadas en mayor cantidad.  

Síntomas  

  • Convulsiones
  • Abdomen tenso
  • Movimiento tembloroso, incoordinado o borracho (ataxia)
  • Paso rígido
  • Fiebre
  • Frotamiento facial T
  • emblores musculares, espasmos o contracciones involuntarias de los músculos
  • Gruñendo
  • Jadeo
  • Cataratas
  • Debilidad
  • Aumento de la micción y aumento de la sed
  • Vomitando
  • Falta de apetito  

Causas  

El hipoparatiroidismo suele ser de causa desconocida o es el resultado de una inflamación mediada por mecanismos inmunitarios de la glándula paratiroides.  

Diagnóstico  

Su veterinario realizará un examen físico exhaustivo a su perro, teniendo en cuenta el historial de antecedentes de los síntomas que puede proporcionar. Se realizarán pruebas estándar, incluido un perfil sanguíneo completo, así como un perfil de sangre química, un hemograma completo, un análisis de orina y un panel de electrolitos.

Los resultados de estas pruebas generalmente volverán a ser normales en el caso del hipoparatiroidismo, sin embargo, son importantes para descartar cualquier otro trastorno subyacente.    

Debido a que hay varias causas posibles para los síntomas descritos aquí, su veterinario probablemente usará el diagnóstico diferencial. Este proceso se guía por una inspección más profunda de los síntomas visibles aparentes, descartando cada una de las causas más comunes hasta que se resuelva el trastorno correcto y pueda tratarse de manera apropiada. Los principales problemas asociados con el hipoparatiroidismo que deben diferenciarse de otros procesos de enfermedad son convulsiones, debilidad, temblores musculares y espasmos musculares.