Desorden vaginal en perros

Desorden vaginal en perros

La descarga vaginal se refiere a cualquier sustancia que provenga de la vagina del animal. Los tipos de secreción pueden incluir moco, sangre o pus. Debido a que hay tantas causas para esta afección médica, se recomienda consultar con un veterinario.

Síntomas
 

Los síntomas pueden incluir secreción de la vagina del animal, manchado de sangre, desplazamiento de los cuartos traseros, atracción de machos.

Causas
 

Las razones de por qué un animal experimentaría la descarga incluyen:

  • Infección del tracto urinario.
  • Cuerpo extraño.
  • Trauma vaginal.
  • Células anormales en el área vaginal.
  • Muerte fetal.
  • Placenta retenida después de un parto.
  • Infección vaginal.
     

Algunos antibióticos pueden causar secreción vaginal. Los medicamentos de estrógenos administrados durante algunas fases del celo o el ciclo estral del animal, los medicamentos que contienen hormonas masculinas y ciertos antibióticos pueden alterar las células vaginales y provocar un exceso de secreciones.

Diagnóstico
 

Tras el examen, el veterinario puede encontrar sangre, pus, orina o heces en cantidades anormales. El veterinario deberá revisar el historial médico del animal y hacer una evaluación de riesgos. Se pueden usar radiografías o imágenes por inyección para examinar el cuerpo en busca de otras afecciones médicas subyacentes que podrían causar la descarga vaginal para que se pueda prescribir un tratamiento adecuado.

Tratamiento
 

El tratamiento ambulatorio es suficiente en la mayoría de las circunstancias. Se usarán medicamentos en forma de ducha vaginal y antibióticos para tratar el área infectada.

Vivir y administrar
 

La ronda completa de tratamiento con antibióticos debe completarse para garantizar una recuperación completa.

Prevención
 

La esterilización puede ayudar a reducir la probabilidad de infecciones vaginales. Para los animales que nacen, asegúrese de que todos los contenidos uterinos hayan dejado el cuerpo de los animales, y esté atento al exceso de sangre o secreción después del nacimiento.