Endocarditis en perros: síntomas, causas y tratamientos.

Endocarditis en perros: síntomas, causas y tratamientos.

La endocarditis en perros es una infección o inflamación del revestimiento de la superficie interna del corazón, conocida como endotelio. A veces, esta condición se conoce como endocardiosis. Por lo general, es el resultado de una infección bacteriana, aunque las infecciones por hongos también pueden causar la infección en los perros. La endocarditis es poco común, lo que significa que a veces se pasa por alto o se diagnostica erróneamente, y esto es particularmente peligroso porque la afección a menudo es mortal si no se trata.

A veces, la afección se acompaña de miocarditis y pericarditis, lo que genera más complicaciones. La endocarditis puede provocar coágulos sanguíneos, una función cardíaca anormal y, finalmente, una insuficiencia cardíaca. Si bien la infección puede combatirse con tratamiento, el daño al corazón a menudo es irreversible. Si observa signos de endocarditis en su perro, es importante consultar a su veterinario para un diagnóstico y tratamiento adecuados, y cuanto antes comience el tratamiento, mejor. Esto es lo que debe saber sobre los síntomas, las causas y los tratamientos para la endocarditis en perros.

Resultado de imagen para Endocarditis en perros:

Síntomas de la endocarditis en perros

Los síntomas de endocarditis en perros generalmente se desarrollan con bastante rapidez, ya que las enfermedades que afectan la función del corazón tienden a afectar a todo el cuerpo. A menudo, los signos de endocarditis son similares a los signos de insuficiencia cardíaca congestiva del lado izquierdo. Aquí hay varios signos posibles para tener en cuenta en perros que sufren de endocarditis:

  • Tos
  • Dificultad respiratoria
  • Intolerancia al ejercicio
  • Debilidad
  • Fatiga
  • Pérdida de peso y anorexia
  • Ascitis (fluido en el abdomen)
  • Fiebre
  • Soplo cardíaco
  • Arritmia
  • Alta presion sanguinea
  • Colapso

Causas de la endocarditis en perros

La endocarditis en perros generalmente es causada por una infección bacteriana, que puede comenzar en cualquier parte del cuerpo y pasar al corazón a través del torrente sanguíneo. Rickettsia, Bartonella y las infecciones fúngicas rara vez pueden ser la causa. A veces, los procedimientos quirúrgicos, los tratamientos médicos inmunosupresores y el cáncer pueden aumentar el riesgo de endocarditis. La enfermedad aparece con mayor frecuencia en perros viejos y perros machos, y puede ocurrir en cualquier raza, aunque las razas más grandes corren más riesgo. Los perros con sistemas inmunes debilitados son más susceptibles a la infección. Cualquier tipo de afección cardíaca preexistente también puede aumentar el riesgo de que se desarrolle endocarditis.

Resultado de imagen para Endocarditis en perros:

Tratamientos para la endocarditis en perros

Existe una posibilidad razonable de que el tratamiento de la endocarditis en perros conduzca a la recuperación si la afección se detecta y se trata a tiempo, aunque es altamente mortal si se retrasa el tratamiento. El tratamiento generalmente comienza con un tratamiento con antibióticos para combatir las infecciones bacterianas y se pueden recetar medicamentos antiarrítmicos para tratar las anomalías de las pulsaciones cardíacas. Si la condición ha progresado, también se pueden recetar medicamentos para tratar la insuficiencia cardíaca congestiva. Estos incluyen diuréticos para reducir la acumulación de líquido, vasodilatadores para aflojar los vasos sanguíneos e inhibidores de enzimas.

En esta etapa, el daño generalmente es irreversible y el pronóstico no es bueno. La prevención puede recorrer un largo camino. Las bacterias a menudo ingresan por la boca, por lo que un cuidado bucal adecuado a menudo ayuda a evitar la endocarditis y otras afecciones infecciosas. Las limpiezas regulares de dientes veterinarios y el cepillado en el hogar son esenciales. Los perros que padecen otras afecciones cardíacas, infecciones orales o inmunosupresoras pueden necesitar tratamiento con antibióticos antes y después de las limpiezas dentales. Tome medidas para mantener saludable el sistema inmunológico de su perro y mejorará su capacidad general para combatir las infecciones.