El guacamayo severo y sus cuidados

El guacamayo severo y sus cuidados

Los llamativos y encantadores guacamayos, severos y fáciles de cuidar, se han convertido en aves populares para mantener como mascotas. El más grande de los mini guacamayos, estos pájaros empaquetan mucha personalidad en un paquete más pequeño y fácil de cuidar. También están entre los mejores conversadores y disfrutan de su tiempo en familia.

 

Temperamento

 

Es bueno notar que los guacamayos severos no han sido criados en cautiverio por tanto tiempo como otros loros. Esto significa que muchos de sus instintos naturales siguen intactos porque no han sido completamente domesticados. Cuando se socializan como un pájaro joven, se convierten en mascotas ideales.

 

Amigable y cómico, la gran personalidad del guacamayo severo lo convierte en uno de los favoritos de los amantes de las aves. Con una socialización adecuada, los guacamayos severos se vinculan rápidamente con sus dueños, respondiendo bien al entrenamiento y presumiendo de habilidades de habla impresionantes.

 

Colores y marcas severos de guacamayos

 

Las guacamayas severas son en su mayoría de color verde brillante con manchas oscuras de color castaño en la frente y debajo del pico. La corona de su cabeza tiene un parche de plumas azules iridiscentes, y llevan manchas rojas distintivas en los bordes de sus alas. Las plumas de la cola son azules con la parte inferior roja, que brillan cuando están en vuelo.

 

Esta especie exhibe el clásico parche facial de guacamayo desnudo. También tienen líneas de plumas finas y oscuras que rodean los ojos, lo cual es único entre los guacamayos.

 

Cuidando al guacamayo severo

 

Aunque se sabe que los guacamayos severos son muy sociables, todos los loros requieren una cierta cantidad de entrenamiento para asegurar que el ave permanezca mansa. Si desea adoptar un guacamayo severo, lo primero que debe hacer es asegurarse de que tiene suficiente tiempo para pasar con su mascota cada día.

 

Sin socialización y estimulación mental adecuada, los guacamayos severos pueden aburrirse y deprimirse. Esto puede conducir a un comportamiento destructivo y a enfermedades relacionadas con el estrés.

 

Alimentando al guacamayo severo

 

Como cualquiera otra ave como mascota, los guacamayos severos deben tener una nutrición adecuada para prosperar. Alimente a su guacamayo severo con una dieta variada que consiste en una mezcla de semillas y pellets de alta calidad. El ave también se beneficiará de las ofrendas diarias de frutas y verduras frescas y seguras para las aves para asegurar que usted esté cumpliendo con sus requerimientos dietéticos.

 

Ejercicio

 

Los guacamayos severos pueden ser guacamayos en miniatura, pero siguen siendo construidos para la fuerza muscular. En la naturaleza, un guacamayo severo puede volar varios cientos de millas al día en busca de alimento. Debido a esto, es importante hacer suficiente ejercicio para que su mascota mantenga una condición corporal saludable.

 

A los guacamayos severos de mascotas se les debe permitir un mínimo de dos a cuatro horas de juego fuera de su jaula cada día. Esto permitirá que el ave estire sus músculos y ejercite sus alas y pico.