Pérdida de peso crónica y pérdida de tejido en conejos

Pérdida de peso crónica y pérdida de tejido en conejos

Pérdida de peso y caquexia en conejos
 

 

La pérdida de peso en los conejos generalmente se convierte en motivo de preocupación cuando el conejo pierde el diez por ciento o más de su peso corporal normal, y se determina que el peso es más que simplemente la pérdida de líquido. Si la pérdida de peso acompaña a una enfermedad debilitante, conocida clínicamente como caquexia y que se manifiesta por pérdida de masa corporal, atrofia muscular y pérdida de apetito, o está relacionada con una afección en la que el conejo tiene mala salud, no está comiendo bien, y está experimentando debilidad general, el conejo requerirá atención inmediata por parte de un profesional de la salud.

 

Síntomas y tipos
 

Los signos y síntomas pueden depender de la causa subyacente de la pérdida de peso y la caquexia. Los signos generales incluirán un adelgazamiento del cuerpo, un tamaño y una apariencia reducidos y debilidad. Otros signos y síntomas pueden incluir:

 

-Enfermedades dentales o abscesos (infecciones)
-Babeo, mal aliento o problemas al comer
-Signos de enfermedades gastrointestinales, que pueden incluir la falta de producción fecal
-Distensión o hinchazón anormal en el área intestinal alrededor del estómago, lo que sugiere trastornos gastrointestinales
-Masas o cuerpos extraños presentes al tocar o "palpar" el abdomen
-Signos de dolor, que pueden incluir rechinar los dientes, una postura encorvada o la incapacidad de mantener una postura erguida. El dolor puede reducir las probabilidades de comer o puede reducir la capacidad del conejo para procesar las comidas que come
-Ruidos respiratorios anormales, soplos cardíacos o ritmos cardíacos irregulares
 

Causas
 

Aunque la pérdida de peso y la caquexia comparten los síntomas comunes de pérdida de peso, desde el punto de vista diagnóstico son diferentes en cuanto a que la simple pérdida de peso puede resolverse alimentando al conejo con más calorías, donde la caquexia es una pérdida de peso que a menudo no se puede resolver con remedios nutricionales.

 

Hay muchas causas diferentes para la pérdida de peso y la caquexia en los conejos. Por ejemplo, el aumento del metabolismo puede llevar al cuerpo a utilizar el músculo magro para obtener energía con el fin de satisfacer la necesidad de aumentar las calorías para llevar a cabo las funciones diarias. Otras causas pueden incluir hipomotilidad gastrointestinal, movimiento anormalmente lento en el sistema gastrointestinal. La caquexia, con su desperdicio de músculos y masa corporal, y la pérdida crónica de apetito, puede tener las enfermedades subyacentes más graves que la causan. Estos pueden incluir trastornos metabólicos como insuficiencia orgánica o trastornos asociados con el cáncer.

 

Algunas otras causas comunes pueden incluir:

 

-Causas dietéticas, incluyendo muy poca comida o comida de mala calidad (desnutrición)
-Enfermedades neuromusculares y dolor, incluida la enfermedad articular degenerativa
-Problemas de columna incluyendo fracturas o luxaciones espinales (dislocaciones)
-Infecciones articulares o facila, que pueden causar malformaciones, lo que lleva a problemas para comer
-Enfermedades dentales, que pueden dificultar comer
-Trastornos del sistema nervioso central que pueden contribuir a la anorexia (incapacidad para comer, pérdida del apetito)
-Enfermedades que promueven la pérdida de proteínas en el cuerpo
 

Diagnóstico
 

Deberá proporcionar un historial completo de la salud de su conejo y el inicio de los síntomas, ya sea que la pérdida de apetito sea repentina (aguda) o que haya estado sucediendo durante un tiempo prolongado (crónico). Para comenzar a hacer un diagnóstico, su veterinario primero deberá determinar cuánto comió su conejo antes del inicio de los síntomas.

 

Hay varias causas posibles para esta condición, por lo que su veterinario probablemente usará el diagnóstico diferencial. Este proceso se guía por una inspección más profunda de los síntomas visibles aparentes, descartando cada una de las causas más comunes hasta que se resuelva el trastorno correcto y pueda tratarse de manera apropiada.

 

Algunas de las razones más obvias se descartarán, como la posibilidad de enfermedades dentales, una de las causas más comunes de pérdida de peso. Su médico también buscará evidencias de infecciones obvias o problemas metabólicos, incluida una falla orgánica que puede provocar inflamación. Las imágenes de diagnóstico, como los ultrasonidos y los rayos X, se pueden usar para ayudar a identificar masas o cánceres en el cuerpo, enfermedades que son bien conocidas por contribuir a la pérdida de peso grave o la incapacidad de digerir los alimentos. Si la causa está relacionada con la pérdida de proteína, el análisis de orina puede regresar con evidencia de exceso de proteína en la orina, lo que se conoce como proteinuria.

 

Tratamiento
 

El tratamiento implica identificar y tratar los problemas subyacentes que resultan en la pérdida de peso. Se tendrá cuidado de aliviar los síntomas mientras se busca el proceso de la enfermedad que está causando los síntomas. Se administrará un alivio del dolor para el cáncer y el reemplazo de electrolitos por deshidratación y pérdida de líquidos hasta que la salud de su conejo se haya estabilizado. La mayoría de los conejos serán alimentados lo más pronto posible a menos que el diagnóstico indique lo contrario. A su conejo se le administrará una dieta adecuada que incluya muchas verduras frescas, o si el conejo no puede comer o mantener los alimentos bajos, se lo alimentará con un método suplementario. Dependiendo del estado de salud de su conejo y la gravedad de la afección subyacente, es posible que pueda alimentar a su conejo con un tubo de alimentación en su casa, o puede que deba ser atendido en el hospital.

 

Vivir y administrar
 

El pronóstico para su conejo variará según la naturaleza de la enfermedad o trastorno que resulte en la pérdida de peso. A menudo, cuando una enfermedad ha alcanzado un estado de caquexia, se ha vuelto grave y el pronóstico es reservado a los pobres.

 

En todos los casos, las disposiciones para una alimentación saludable incluirán verduras frescas y, en algunos casos, alimentos para bebés vegetales fácilmente digeribles pueden estar justificados y son muy recomendables. La atención de seguimiento de rutina también puede ser recomendable para respaldar el mejor resultado posible.

 

El monitoreo frecuente puede o no ser necesario, dependiendo de la naturaleza de la causa y la salud y el bienestar general de su conejo.